Vacaciones cuidando

Durante el verano la mayoría de las familias se apuntan a un ir y venir de vacaciones, resulta bastante habitual que las personas que cuentan con una empleada o cuidadora habitual para el cuidado diario de un familiar dependiente, aprovechen su propio período de vacaciones para cuidar personalmente a su familiar y así aprovechar además para que la cuidadora habitual disponga también de sus propias vacaciones en el mismo período. En otros casos para poder desconectar uno mismo de su propio trabajo durante todo el año, se contrata a otra empleada para sustituir a la cuidadora habitual durante su período de vacaciones.

Pero en esta entrada vamos a suponer que es el propio familiar quien decide ejercer de cuidador durante sus propias vacaciones, es importante en este caso intentar disponer esos días de forma cómoda y premeditada ante los pormenores que pueden surgir durante el cuidado de una persona dependiente. Para ello vamos a ver dos supuestos, tener al cuidado a una persona con movilidad reducida y por otro lado a una persona dependiente por alzheimer.

Familiar dependiente con movilidad reducida. En este caso, si la persona no está encamada y se puede movilizar en silla o muletas, sería apropiado intentar buscar un lugar vacacional para poder desconectar ambas partes, tanto el cuidador para desconectar del trabajo y de la rutina diaria, como para la persona cuidada ya que para ella también es una pesada rutina su día a día durante el resto del año, de este modo podéis ver cosas nuevas y disfrutar de nuevas sensaciones. Es conveniente si se va a elegir un hotel o destino rural, informarse en la página del alojamiento o llamando por teléfono si disponen de instalaciones cómodas y sin barreras arquitectónicas para una buena movilidad. Por otro lado, también sería bueno buscar ciudades que tengan una buena infraestructura en cuanto a barreras arquitectónicas, es decir, que hayan adecuado la ciudad a una vida cómoda.

Aquí os dejo el enlace de una página con muchos datos de interés para hacer turismo para personas con movilidad reducida: Barrera-cero.com

– Familiar dependiente por Alzheimer. Sabemos que cuidar a una persona con Alzheimer requiere una atención casi continua, muchas familias optan en estos casos por no marchar de su domicilio pero puede ser un buen momento para visitar su lugar de nacimiento y poder hacerlo recordar aunque sea por algún momento recuerdos realmente nítidos de su vida, siempre se recomienda contar con el apoyo de otro familiar para poder disfrutar de los propios respiros, ya que como comentaba antes, en la mayoría de los casos para el cuidado de una persona con alzheimer se requiere una atención continua.

En cualquiera de los dos casos, es primordial siempre llevar toda su documentación sanitaria y personal, así como conocer bien su medicación.

A continuación os dejo un completísimo enlace del blog de Eva Lorenzo, “Mi Rincón de Apoyo al Cuidador” (el cual os recomiendo), donde trata ampliamente sobre los diferentes supuestos de cuidados durante las vacaciones: “Cuidando en Verano

veraa1a4no

Anuncios

Publicado el 1 julio, 2014 en CUIDADORES, CUIDADOS y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: